• Redacción Latin Evolution

La selección femenil de los Estados Unidos vence a Portugal ante un pletórico Allianz Field

El equipo estadounidense ganó su segundo Mundial consecutivo en julio. Una parte clave de la celebración es una serie de juegos amistosos contra oponentes internacionales que se juegan en cinco ciudades estadounidenses.


El estadio local de Minnesota United acogió a una multitud de 19,600 espectadores. Y el equipo no decepcionó. En la primera mitad, la máxima goleadora del equipo, Carli Lloyd, anotó a dos goles, incluido un tiro penal. Lloyd llamó la atención de los fanáticos del futbol americano después de que un video la exhibiera pateando un gol de campo de 55 yardas en una práctica conjunta entre Eagles-Ravens. Según los informes, Lloyd ha atraído el interés de dos equipos de la NFL para patear juegos de pretemporada.

Lindsey Horan anotó en el minuto 93 con un cabezazo de un tiro de esquina de Christen Press, quien tiene un total de 11 asistencias este año.


Alex Morgan y Rose Lavelle estaban fuera debido al protocolo de conmoción cerebral. Lloyd comenzó el encuentro por segundo juego consecutivo mientras Jessica McDonald tomó el lugar de Megan Rapinoe, quien tiene una lesión en el talón de Aquiles. Kelley O'Hara tampoco jugó por una lesión en el tobillo.

Fue la victoria número 105 de Jill Ellis como entrenadora de los Estados Unidos, vinculándola con el récord de Tony DiCicco de 1994-1999. Ellis, ahora 105 ganados, 7 perdidos y18 empatados, planea retirarse en octubre después de los dos últimos partidos de la gira de victoria del equipo.