• Redacción Latin Evolution

Saca dramático empate el Minnesota United ante el Orlando City SC

Al entrar en el segundo de dos partidos importantes en casa antes de un largo recorrido como visitantes en los próximos juegos, el Minnesota United esperaba ganar seis puntos en la semana si es que vencía al equipo de Orlando City SC que ha sido la definición de inconsistencia esta temporada. Si bien los Loons dominaron la mayor parte del juego a lo largo de 90 minutos, tuvo problemas para encontrar la definición y permitió que Orlando se llevara la ventaja gracia a un penal. Un remate de último minuto de Abu Danladi le ahorró un punto al equipo local y terminó el partido con un empate 1-1.


A pesar de perderse uno de sus jugadores clave en el mediocampo en Osvaldo Alonso, Minnesota United se apoderó del juego desde el principio.

Las posibilidades del equipo local llegaron de múltiples ángulos y distancias en el campo, desde cruces hasta pases largos y disparos de larga distancia. Trabajaron constantemente el balón a través del mediocampista Jan Gregus y Hassani Dotson para crear oportunidades.

Sin embargo, la noche de Angelo Rodríguez terminaría temprano, después de que se resintió de una lesión en el minuto 26 después de quitarle el balón a un defensor de Orlando. Agarrando su pierna derecha, inmediatamente llamó al entrenador y, Adrian Heath trajo de cambio a Abu Danladi en el minuto 28.

La mejor oportunidad de Orlando llegó en el minuto 34 cuando el mediocampista Benji Michel se soltó por la izquierda y lanzó un centro hacia los pies del mediocampista Robinho. Sin embargo, el brasileño no pudo concretar la oportunidad clara de gol.

A lo largo de los últimos 10 minutos de la primera mitad, Minnesota lanzaría ataque tras ataque, incluyendo un disparo desde fuera del área de Hassani Dotson y un pase perfecto del defensor Chase Gasper por el lado izquierdo que navegó a través del área, sin que Danladi y Finlay pudieran rematar el gran pase de Gasper.


En total, los Loons registraron 15 disparos contra los tres de Orlando, pero no lograron convertir en ninguna de las numerosas oportunidades. Los equipos se dirigieron al vestuario con un empate 0-0.

Cuando los equipos salieron al campo para la segunda mitad, Orlando City tuvo un poco más de intensidad al ataque, luciendo marginalmente más enérgico y comprometido que en la primera mitad. Minnesota, sin embargo, continuó dominando el balón en todas las áreas del campo, excepto en el último tercio. Heath fue a su banco en el minuto 59, trayendo a Robin Lod para sustituir a Kevin Molino. En el minuto 65, Lod justificó el movimiento con una gran aparición frente a la portería rival cuando disparó al poste izquierdo, pero Brian Rowe estuvo a la altura de la tarea y se estiró para negarle el gol a Robin.

La textura del juego cambió dramáticamente en el minuto 68. Orlando presionó con fuerza a los centrales Michael Boxall e Ike Opara, forzando a ambos jugadores a perseguir a Nani que se les estaba escapando para disparar a gol, pero el atacante tropezó y cayó para recibir una penalización. Las apelaciones de Minnesota cayeron en oídos sordos y Nani golpeó con confianza el penalti a la izquierda y pasó por los dedos extendidos de Vito Mannone para darles a los visitantes una ventaja de 1-0 a pesar de haber sido dominados toda la noche.


La respuesta de Orlando al ascender fue refugiarse en la parte de atrás, a menudo colocando a nueve jugadores en su propio territorio y alrededor de su área para obstaculizar a los Loons. Funcionó en gran medida, ya que Minnesota se vio obligado a ir a lo ancho para encontrar oportunidades de centros cruzados que con demasiada frecuencia recayó en la cabeza de los defensores de Orlando City.

Pero luego, surgió un héroe poco probable para rescatar un punto para el equipo local. Metanire dio un tiro largo por el lado derecho que encontró a Opara esperando en el área. Opara lo recibió y un defensor de Orlando trató de despejarlo, pero lo envió directamente a Abu Danladi. El delantero, que necesitaba un gol después de un deslucido 2019 hasta ahora, remató con coraje y mandó el balón a las redes para darle el empate a los Loons a 1-1.

La celebración no duró mucho ya que a Gasper le marcaron una mano dentro del área de Minnesota. La jugada, sin embargo, fue enviada a revisión de vídeo y se determinó que había un fuera de lugar anterior a la mano del lateral de los Loons.

El próximo partido de Minnesota United es el jueves 22 de agosto visitando al Sporting Kansas City. Ese juego comienza a las 8:30 p.m. con cobertura previa al juego a partir de las 8:00 p.m. en ESPN y en radio por SKOR North.


#MINvORL